viernes, 24 de agosto de 2012

NO HABRÁ PAZ PARA LOS OLVIDADOS


Enrique Urbizu ha realizado un film donde un detective llamado Santos Trinidad busca quizá culpabilidades en un encuentro consigo mismo, en la medida que se involucra en unas pesquisas para denotar culpables. En este sentido el actor español José Coronado da lo mejor de sí, consiguiendo una actuación magistral.

El film en su contexto de la intriga la mantiene a todo instante, aunque algo ocurre que, al final, deja el sinsabor por conocer las culpabilidades de las que hablaba al comienzo de este análisis. De todas formas, este thriller resulta un tanto farragoso y que dificulta la lectura de la trama en su intriga principal.

Con el film "No habrá paz para los malvados", queda la impronta de un cine que a veces necesita una mejor intención en la ambigüedad de la trama. Respecto al montaje elíptico, bien ya que la historia en sí, podría resultar lenta,aunque no para llegar al desespero.

Gonzalo Restrepo Sánchez
www.elcinesinirmaslejos.com